lunes, 6 de diciembre de 2010

El futuro del niño sicario

¿Será tan sólo el inicio de su carrera?

Caminando por la calle vi en un puesto de periódicos la portada de La Prensa y el encabezado principal decía:

¡SOLO 3 AÑOS DE CARCEL!

Esto haciendo referencia al Ponchis, sicario de sólo 14 años, que fue apresado la semana pasada. Dicha publicación me dejó pensando en el futuro de este puberto criminal. Probablemente en el reformatorio el Ponchis aprenda aún más de lo que aprendió con el CPS y reciba las enseñanzas de todo tipo de criminales. De esta manera, en el reformatorio (debería llamarse deformatorio) el joven termine de formarse en las artes delictivas, para salir graduado con honores, como quien sale de un internado.

A los 17 años estará en libertad y en buena forma para aplicar en la sociedad todos los conocimientos adquiridos durante su breve estancia. Su futuro me hace pensar en diversas posibilidades. Por ejemplo, puede hacer una carrera en el crimen e incluso adquirir tal maestría como para convertirse el jefe de su propia empresa delictiva.

Lo imagino llegando lejos, sus negocios se extenderán por todo el país y parte del extranjero. Quizá algún día se haga novio de la estrella de telenovela de moda y cuando se casen contrate a las bandas de moda en su boda. Más adelante, hasta le harán un corrido y formará parte de las listas de los más buscados. Finalmente, podrá aparecer decapitado como sus primeras víctimas o será tan inteligente como para entregarse volverse informante del gobierno en una celda de lujo.

La publicidad del gobierno federal presume el debilitamiento del crimen organizado con la captura de capos o la ejecución de los mismos. Sin embargo, no se ve que haya una estrategia para que no surjan nuevos criminales y entre ellos está el Ponchis. La campaña de Calderón expresaba hace unos meses "Para que la droga no llegue a tus hijos", pero su estrategia ha sido tan superada que ahora podríamos decir "Para que la droga la vendan tus hijos".    

Si tienes algún comentario o denuncia envía un correo a chinelo.guardian@gmail.com o comenta directamente en este post.


Síguenos en facebook y twitter:
www.twitter.com/chineloguardian